lunes, 19 de febrero de 2018

Actualidad

Paisajes de hoy
Se tiene por costumbre señalar al gobierno del doctor Arturo Illia, que duró de 1963 hasta el golpe de 1966, como constitucional y democrático. Habrá que revisar esa habitualidad. ¿Dentro de qué esquema de construcción política se inscribe este gobierno?
Luego de la caída del gobierno peronista en 1955, los militares creen poder definir como provisoria a la dictadura que imponen. El Gobierno de la Revolución Libertadora será “provisorio”. Así lo anuncian y lo definen. En verdad, ven a la existencia republicana de ese país (el suyo por decisión de vencedores) como la “patria de nuestros padres y abuelos”. Esa “patria” fue interrumpida gravemente por el gobierno peronista, demagogo, antirepublicano y antidemocrático. Es importante marcar lo demagógico del gobierno dictatorial pues el “régimen depuesto”, ese gobierno, se había consolidado y mantenido por medio del apoyo de la masa, de los de abajo, de los negros, de la chusma y de los cabecitas, distintos nombres con que se señalaba a las masas peronistas. También Mármol escribe, en Amalia, que bajo Rosas la soberbia de las masas había crecido demasiado hasta romper los diques que marginaban a “las clases oscuras”. Le hace decir a María Josefa Ezcurra: “Ser todos iguales, eso es la federación”. Rosas, el de la primera tiranía, había adulado y satisfecho a la chusma para captar su adhesión. Perón, lo mismo. Nuestros padres y abuelos, no. De aquí que en el ‘55 se restaurara la república. Así decían.
Transcurrieron varios años bajo control militar y gobiernos civiles, estos últimos entregaban el parche democrático al aceptar gobernar bajo la proscripción del peronismo. Así, los gobiernos que se despliegan en esos años son anticonstitucionales. Zavala Ortiz pide a la dictadura brasileña que detenga a Perón en el aeropuerto de El Galeao. Corría el año 1964, Zavala Ortíz era el ministro de Relaciones Exteriores del Gobierno “democrático” del bueno de Illia. Que lo era, pero bajo el sombrero de la casta militar y con la proscripción del partido mayoritario. Todo lo que se hizo fue bajo la mancha antidemocrática de ese esquema fundante: Los militares son el poder detrás de la cara democrática y todo se basa en la negación del peronismo, visualizado como el comunismo que atacaba el orden occidental y cristiano de un país al que ellos, adoctrinados por la Doctrina Francesa de la seguridad nacional, juraban mantener puro, alejado del trapo rojo. Transformaron al peronismo en el hecho maldito del país, lo que más temían, lo único a lo que en verdad le tenían miedo. Esto le fue dando a esa fuerza política un poder y un dinamismo incalculables. No hay como prohibir algo para volverlo fascinante. Perón habría de volver en un avión negro.
Durante los presentes días se ha incurrido en la modalidad de poner presos a políticos opositores. Se trata de una campaña para desprestigiar al gobierno anterior y a los opositores en general. Así, colaboran a la unidad del frente político y el sindical.
Esta unidad –en caso de llegar a concretarse– se dará en el plano superestructural. Importa también y más concretar la otra: la estructural, la de las bases. Que deberá llenar de contenido a las organizaciones. Se tratará de instaurar en ellas la democracia. Sacarlas de la inercia. 
Hubo un tiempo en que se rechazaba a los que se acercaban a la mesa del sufragio diciéndoles: “Vos ya votaste”. Eran los tiempos en que la oligarquía instauró el régimen de la democracia fraudulenta. El gobierno de Justo era liberal en el frente externo, represor en el interno. La oligarquía siempre funcionó así. Durante la década que José Luis Torres llamó infame, el país se entregó tanto que se llegó a hablar de la Argentina como la joya más preciada de la corona británica. Era la farra del “granero del mundo”. Que había tenido la primera en el Centenario, cuando se bendijo a esa modalidad de gobernar. La casta dirigente era una burguesía de medio pelo. No sabe reinvertir las ganancias, las despilfarra.
La persecución política actual termina por fortalecer a los perseguidos. Un gobierno tiene que ser muy fuerte para perseguir sin que la persecución se vuelva en su contra. El actual está retrocediendo en su capacidad de convocar a la clase media. Los aumentos, los tarifazos, las góndolas vertiginosas pegan fuerte en el bolsillo de todos. Los lleva al desencanto. Habrá que ver cómo se capitaliza esto desde el arco opositor. Mientras no exista la seguridad de una alternancia creíble y carismática tendremos resultados difíciles de creer o comprender a favor del Gobierno.
Por José Pablo Feinmann
Fuente: Diario Página 12 (18-02-2018) https://www.pagina12.com.ar/96426-paisajes-de-hoy

domingo, 18 de febrero de 2018

fip palabra en el mundo 2018

fip palabra en el mundo
¡festival internacional de poesía en todas partes!
XI edición - del 1 al 31 de mayo del 2018
Vorto en la mondo, Palavra no mundo, Parola nel Mondo, Worte in der Welt,Rimayninchi llapan llaqtapi, Paràula in su Mundu, Cuvânt în Lume, Parole dans le Monde, Ordet i verden, Word in the world, Palabra no mundo, Ñe’ê arapýre, Paraula en el Món, Chuyma Aru, Koze nan lemond, Kelma fid-dinja, Milá baolam, Nagmapu che dungu, Tlajtoli ipan tlaltikpaktli, Vort in Velt, Dünyada kelime, lhamet ta íhi honhát,Titzaa Yeezii Loyuu, Dunyoda so’z, Слово в миреPallabra nel mundu, Hitza Munduan,T'aan yóok'ol kaab, Riječ u svijetu, Lo'il te osil balamil,  Parola tal mund, Kalma a Duniya, Nsem a Ewo Ewiase, Minne Kaati Dunian, Lời Chúa trong thế giới, 世界, Λέξη στον κόσμο, Բառի աշխարհում, Orð í heimi, 界のことば, Slovo vo svete, Beseda v svetu, Riječ u svijetu, Реч у свету, Дэлхийн Үг
Convocatoria
La poesía en acción universal por la paz
Salir del desastre, desde la expresión artística, por una cultura de solidaridad humana.
Convocamos a celebrar, organizar, difundir el Festival en todas partes, Palabra en el mundo, con la certeza de que podemos tener una vida mejor.
Estamos sufriendo, en mayor o menor grado, los males que la pequeñez de algunos produce en detrimento de los más; guerras como un negocio, una solución que no soluciona nada, militarismo en alza, represión de manifestantes, injusticia social, redes de corrupción y narcotráfico, asesinatos de periodistas y opositores, lluvias que reúnen el agua de varios meses, sequías de muchos años, subida del nivel del mar, derretimiento de los polos, huracanes con fuerza nunca vista, terremotos devastadores, incendios de cientos de miles de hectáreas.
En momentos de tragedia encontremos nuevas fuerzas para seguir la vida. Que Palabra en el mundo sea la poesía de unir todas las voces en un coro de infinita paciencia y ardiente humanidad.
Ha llegado la hora de estar a la altura de las necesidades y, desde la poesía, dar respuestas humanas. Imaginación, sentimiento, creación heroica, expresar el dolor, acariciar el alma, aportar a la vida y a la diversidad.
Para Organizarnos:
Lo posible (y también lo imposible) en breves líneas
Palabra en el mundo se construye desde la participación de todos. Básicamente cada uno de nosotros organiza una actividad poética en la propia ciudad, la suma de todas nos dará un Festival de Poesía en Todas Partes.
Pueden integrarse las variantes que estimen necesarias: música, teatro, artes plásticas, títeres, fotografía, cine, danza, ciencia, historia, etc.
La publicidad llevará el encabezado:

XI fip Palabra en el mundo
¡festival internacional de poesía en todas partes!
XI edición - del 1 al 31 de mayo del 2018
La poesía en acción universal por la paz
y se añade la información a nivel local.
Poesía en la escuela:
Labor docente previa y posterior; los alumnos escriben, ilustran; charlas con poetas; los trabajos pueden montarse como muestra, intercambiarse con otras escuelas, exponerse en las vidrieras comerciales de la ciudad, editarse. La poesía en los juegos infantiles; temáticas de apoyo al programa escolar; Etc.
Universidades:
Organización de actividades. Las secretarías de Extensión u órganos de vinculación con la comunidad ya tienen la dinámica para estas propuestas, en el espíritu de integración: comunidad educativa – sociedad.
Canto y poesía:
Invitamos a músicos, cantautores, grupos musicales, a programar recitales con participación de poetas. Lo esencial: música y canto de la mano
Radio y TV:
programas o micros con poetas, lecturas, etc. Transmisión de encuentros poéticos.
Prensa y revistas:
Publicación de una página o suplemento de poesía.
Bibliotecas:
recitales y debates, muestras. Difusión patrimonio poético. Campañas por  libros de poesía.
Jardines Botánicos, parques, plazas:
lecturas; sembrar árbol por la poesía para crear, con el tiempo, un “Bosque poético por la paz”, etc.
Municipios:
Muchas municipalidades han declarado la actividad de interés municipal. Los municipios a través de su gestión cultural pueden realizar con gran éxito actividades vinculadas a la poesía en todo su territorio.
Otras Acciones:
poesía a las calles, estaciones ferroviarias y subterráneos, centros comerciales, cárceles, hospitales, parques y museos. Poesía ilustrada en vidrieras, carteleras, paredes, vehículos de transporte público de pasajeros. Distribución callejera de poesía; poesía y grafiti. ¡La imaginación es inagotable!

sábado, 17 de febrero de 2018

Un poco de historia: 17 de Febrero de 1913

Thomas Alva Edison presenta la primera prueba pública de cine sonoro
La idea de combinar imágenes en movimiento con sonido grabado es casi tan antigua como el propio concepto de cine. El 27 de febrero de 1888, pocos días después de que el pionero fotográfico Edward Muybridge diera una conferencia no muy lejos del laboratorio de Thomas Edison, los dos inventores se reunieron en privado. Muybridge más tarde afirmó que en esta ocasión, seis años antes de la primera exhibición de una película comercial, propuso un esquema para el cine sonoro que combinaría su proyector de imágenes zoopraxiscopio con la tecnología de sonido grabado de Edison. No se llegó a ningún acuerdo, pero durante un año Edison se encargó del desarrollo del Quinetoscopio, esencialmente un sistema de «visionado rápido», como complemento visual para su cilindro fonográfico. Los dos aparatos fueron refundidos en el Quinetófono en 1895, pero el visionado individual de imágenes en movimiento en un armario pasó pronto de moda por los éxitos en la proyección de cine. En 1899 apareció un sistema de sonido de cine proyectado conocido como Cinemacrofonógrafo, o Fonorama, basado principalmente en el trabajo que el inventor suizo François Dussaud expuso en París; similar al Quinetófono, el sistema requería el uso individual de auriculares. Un sistema mejorado basado en el cilíndro, Phono-Cinéma-Théâtre, fue desarrollado por Clément-Maurice Gratioulet y Henri Lioret de Francia, permitiendo presentarse cortometrajes de extractos de teatro, ópera y ballet en la Exposición de París de 1900. Estas parecen ser las primeras películas exhibidas públicamente con la proyección tanto de imagen como de sonido grabado.
Sin embargo, tres importantes problemas persistían llevando a las imágenes en movimiento y al sonido grabado a tomar caminos separados durante una generación:
Sincronización – Las imágenes y el sonido se grababan y reproducían por aparatos separados, que eran difíciles de comenzar y mantener en sincronización. Aunque los proyectores de imágenes en movimiento pronto permitieron que el cine se mostrara a audiencias más grandes de teatro, la tecnología de audio, antes del desarrollo de la amplificación eléctrica, no podía sobresalir para llenar satisfactoriamente grandes espacios.
Fidelidad de la grabación – Los sistemas primitivos de la era producían sonido de muy baja calidad, a no ser que los intérpretes estuvieran colocados directamente en frente de los voluminosos aparatos de grabación (altavoces de trompeta, por lo general), imponiendo serios límites en el tipo de películas que podían crearse con sonido grabado en directo.